El Comité Español de Representantes de Personas con Discapacidad (Cermi) ha reclamado a los diferentes grupos del Congreso de los Diputados y del Senado que se establezca por ley la obligación de que las grandes superficies de venta de productos de alimentación y de primera necesidad, como la higiene o limpieza, tengan servicios de entrega a domicilio para personas mayores, con discapacidad o pensionistas y les den prioridad en el reparto de las compras.

La plataforma representativa de la discapacidad en España ha hecho llegar a todos los grupos parlamentarios una propuesta de reforma de la Ley de Ordenación del Comercio Minorista para que se atienda esta reclamación. Recientemente, el Cermi planteó esta misma petición al Ministerio de Consumo, aunque este departamento se ha declarado incompetente y ha pasado la cuestión al de Comercio. Esta petición para las personas con problemas de movilidad “es de la máxima urgencia ante las consecuencias de la pandemia”, según el Cermi.

En concreto, propone añadir una disposición adicional a dicho texto legal que recoja que “los establecimientos comerciales que con arreglo a la consideración de la legislación autonómica, que les resulte de aplicación, tengan la consideración de gran establecimiento y que como parte de su oferta de servicios a los consumidores y usuarios efectúen entregas de productos y bienes a domicilio, mediante reparto, deberán proporcionar este servicio sin coste y con carácter preferencial a las personas mayores de 65 años y pensionistas, así como a las personas con discapacidad con grado oficialmente reconocido igual o superior al 33%”.

“Para recibir este servicio, las personas mayores, pensionistas y personas con discapacidad acreditarán ante el establecimiento comercial del que sean clientes esta condición para resultar beneficiarias del mismo”, precisa la propuesta.

En la exposición de motivos, el Cermi recuerda que muchas personas con movilidad reducida en circunstancias ordinarias encuentran dificultades para poder acudir al establecimiento comercial (hipermercado, supermercado, etc.) a realizar sus compras y optan, habitualmente, por hacer los pedidos a través de Internet o telefónicamente.

Pero, según explica la entidad, con la crisis desatada por el coronavirus, con el confinamiento masivo, y la demanda desmedida, “los servicios de reparto de estos establecimientos se han visto sobrepasados y se ha tornado imposible utilizar estos recursos que, para personas con movilidad reducida, constituyen una necesidad imperiosa e ineludible”.

“La devastación causada por la pandemia del Covid-19 ha evidenciado las especiales barreras a las que se enfrentan las personas con discapacidad y las personas mayores en la adquisición de los productos básicos propios del consumidor doméstico, que están a merced de la voluntariedad del comerciante, de su estrategia de entregas, todas con coste agregado, y que no suelen considerar como preferenciales a este tipo de consumidores, pese a su vulnerabilidad objetiva. Esta regulación legal viene a dar respuesta a esta demanda social desatendida que la crisis masiva de salud producida por el coronavirus ha puesto de manifiesto de forma lacerante”, asevera la entidad.

https://www.servimedia.es/noticias/1249324

0
0
0
s2smodern

La presidenta, Natividad Laín, ha mantenido un encuentro con el presidente, Emiliano García-Page para exponerle directamente los motivos del malestar de una parte importante de los facultativos de la región, que han estado y están en primera línea de atención al covid19, a raíz de su comparecencia en el Pleno extraordinario de las Cortes de Castilla la Mancha del 2 de mayo

 
 
La presidenta del Consejo Autonómico de Colegios de Médicos de Castilla-La Mancha, Dra. Natividad Laín junto con el Secretario General, Dr Raul Calvo ha mantenido una reunión con el presidente de la Junta de Comunidades de Castilla-La  Mancha, Emiliano García Page, con el vicepresidente del Ejecutivo, José Luis Martínez Guijarro y el consejero de Sanidad, Jesús Fernández Sanz . 
 
La Dra Laín ha mostrado el agradecimiento por la premura con la que se ha atendido su petición de reunión y ha manifestado que se ha señalado el malestar de  una parte importante de los Médicos de la región porque, en sus palabras en la comparecencia parlamentaria citada, habían percibido cierto tono de trivialización del trabajo de los facultativos que se viene realizando desde que se inició la pandemia, sobre todo con los pacientes críticos en las Unidades de Cuidados Intensivos y en las Unidades de reanimación del Servicio de Anestesia, haciendo parecer que el tratamiento de estos pacientes es algo rutinario, cuando no es así, requiere un altísimo grado de especialización de los profesionales y unos criterios médicos muy rigurosos a la hora de aplicarlos.
 
Asimismo, se ha trasladado que no se ha puesto en valor su esfuerzo en esas unidades e incluso, puede haber una incitación a la ciudadanía a denunciar a los médicos, por su actuación en la asistencia y tratamiento a los pacientes en las condiciones de penuria de recursos que ha conllevado esta pandemia.
 
También, la presidenta del Consejo ha subrayado que en el encuentro se ha expuesto que los médicos castellano-manchegos son partidarios de que se mantengan fuera del debate político, cuestiones altamente especializadas como los
protocolos diagnósticos y terapeúticos, cuya discusión debe quedar en el plano estrictamente profesional y científico.
 
Desde el Consejo Autonómico se ha dejado patente que los sanitarios en general y los médicos en particular, han trabajado desde el primer momento con absoluta entrega y lealtad hacia los pacientes y hacia el sistema, y no puede hacérseles en ningún caso responsables de las situaciones de desabastecimiento a los que han tenido que enfrentarse como consecuencia de la terrible crisis provocada por el covid19.
 
Y se ha manifestado el enorme esfuerzo profesional y personal que han realizado la totalidad de los sanitarios, uno de los colectivos más contagiados, y el alto coste moral y humano que ha supuesto afrontar la atención a los enfermos por covid19 no sólo por la escasez de y material de protección, sino por las duras consecuencias que ha generado al tratarse de una pandemia desconocida hasta el momento.
 
El Jefe del Ejecutivo Autonómico negó tajantemente que en su comparecencia del pleno del día 2 de mayo, hubiera las intenciones mencionadas en párrafos anteriores y expresó que a lo largo de su intervención, había pedido excusas reiteradas a los profesionales sanitarios por las dificultades en las que han realizado una labor encomiable que ha sido ensalzada y aplaudida y aseguró, igualmente, que asumió en primera persona todas las responsabilidades que se pudieran derivar.
 
El presidente García Page considera que la percepción de los profesionales que le traslada la Dra Laín puede corresponder a "un malentendido" totalmente alejado de la realidad y que no tendrá inconveniente en aclarar.
 
Tanto el presidente como el vicepresidente y el consejero estuvieron de acuerdo en que los temas puramente científicos no deben entrar en la arena política, pues solo generan confusión y desconfianza en la población y están sujetos a malas interpretaciones que pueden perjudicar el clima de unión imprescindible para superar la que puede ser la peor crisis a la que se ha enfrentado Castilla La Mancha como región.
 
De otro lado, el presidente García Page hizo una propuesta, que la Dra Laín acepta y agradece, para que los médicos castellano manchegos formen parte, en calidad de expertos, del equipo de redacción de una nueva norma legal, que va a coordinar el consejero de Sanidad, para garantizar las reservas mínimas de materiales con las que debe contar el sistema público de salud de la Región para poder afrontar, con mayores garantías, episodios sanitarios como la pandemia que llevamos sufriendo desde hace dos meses.
 
0
0
0
s2smodern
Joomla templates by a4joomla